Publicidad Publicidad Publicidad
Diario Digital de Noticias en Cantabria. Noticias 24h.

El asfaltado de la carretera Nestares-Villar, con una inversión de 1,3 millones, terminará a finales de mes

El consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón, ha visitado este jueves las obras que se están realizando en el tramo de carretera que une las localidades de Nestares, en Campoo de Enmedio, y Villar, en Hermandad de Campoo de Suso, de la CA-183 entre Reinosa y Brañavieja.

Comentarios003 ago 2017 - CEST
Publicidad

SANTANDER, 3

El consejero de Obras Públicas y Vivienda, José María Mazón, ha visitado este jueves las obras que se están realizando en el tramo de carretera que une las localidades de Nestares, en Campoo de Enmedio, y Villar, en Hermandad de Campoo de Suso, de la CA-183 entre Reinosa y Brañavieja.

Estos trabajos, que sido financiados íntegramente por el Gobierno de Cantabria con un importe total de 1.270.500 euros, podrían concluir a finales de este mes.

Han consistido en el extendido de una nueva capa de rodadura del firme a lo largo de 10.200 metros, además de la instalación de diferentes elementos de señalización vertical y el pintado de marcas viales.

El ancho de la nueva vía es de 8.25 metros, informa el Gobierno en un comunicado, el que indica que Mazón ha señalado que las obras marchan "a buen ritmo" y que, de seguir así, está previsto que la carretera pueda estar abierta de nuevo al tráfico en su totalidad a finales de este mes de agosto.

En este sentido, el consejero ha felicitado a todo el equipo que está interviniendo en la renovación del asfaltado, tanto por el "excepcional" trabajo así como por la forma en que se han gestionado los cortes que se han originado como consecuencia de la actuación, que, en palabras del consejero, han interferido de "la menor manera posible" en la vida de los vecinos y todos aquellos que transitan por esta zona.

OBRAS

Concretamente, las obras han consistido en la reparación de las partes degradadas del anterior firme, así como el añadido de una nueva capa de 6 centímetros de espesor en la totalidad de la carretera Nestares-Villar.

Para ello, se ha utilizado un betún modificado, que cuenta con unas características especiales en cuanto a adhesividad y durabilidad que se hacían necesarias para las condiciones de tráfico del tramo, especialmente en una zona muy afectada por la climatología invernal.

El consejero ha estado acompañado durante su recorrido por el director general de Obras Públicas, José Luis Gochicoa, así como por técnicos de la Consejería y de la obra y concejales de ambos ayuntamientos.

Publicidad
Publicidad
El tiempo
Publicidad