Publicidad Publicidad Publicidad
Diario Digital de Noticias en Cantabria. Noticias 24h.

Denuncian ante la Guardia Civil el estado de abandono del palacio de Chiloeches

La Asociación en Defensa del Patrimonio de Santoña ha interpuesto una denuncia ante la Guardia Civil por el estado de "abandono y deterioro creciente" del palacio de Chiloeches.

Comentarios016 ago 2017 - CEST
Publicidad

SANTOÑA, 16

La Asociación en Defensa del Patrimonio de Santoña ha interpuesto una denuncia ante la Guardia Civil por el estado de "abandono y deterioro creciente" del palacio de Chiloeches.

Desde la asociación señalan que el "antiguo hospital militar", declarado monumento desde 1972, lleva 15 meses "con un enorme boquete en el tejado, desprendimiento de tejas y rotura de ripia y viguetería perfectamente visibles desde el exterior", sin que se haya procedido a su reparación a pesar de las reiteradas llamadas de atención sobre su estado.

Ello propicia un "rápido y mayor deterioro" del inmueble como consecuencia de las humedades producidas por las inclemencias del tiempo y la falta de mantenimiento del mismo.

Añade que a simple vista se puede observar también, desde hace varios años, la rotura de canalones y bajantes "lo que facilita el vertido de las aguas de lluvia sobre los muros de cierre y sobre la extraordinaria fachada barroca, acelerando su degradación por las humedades".

"El abandono es tal que hay helechos por toda la cubierta, la puerta de la entrada principal está tapiada, las ventanas con la cristalería rota, los escudos heráldicos llenos de excrementos de paloma altamente corrosivos, los balcones cubiertos de maleza, los patios delanteros de ambos cuerpos del edificio totalmente abandonados y llenos de vegetación silvestre y unos andamios con una red en mal estado cubriendo desde hace 11 años las fachadas este y norte, ocultando el deterioro de éstas y de los aleros de las mismas en los que abundan los agujeros por la pérdida de tejas", denuncia la asociación.

El colectivo afirma que es "una auténtica vergüenza el estado en que se encuentra por la dejadez de los dueños y la inacción por parte de las autoridades competentes que tienen la obligación legal de evitar que siga deteriorándose conforme a lo establecido en la Ley de Protección del Patrimonio Cultural de Cantabria".

Desde la Asociación consideran que "ha transcurrido ya tiempo más que suficiente para que se hubiera procedido, como mínimo, a la reparación urgente de la cubierta del edificio, tal como exige la legislación, poniendo fin a tan lamentable situación".

Publicidad
Publicidad
El tiempo
Publicidad